Se realiza con éxito seminario “Diez tesis sobre conflictos territoriales tras el ciclo de protestas 2011-2015 en Europa”

luis (1)Con éxito se realizó el pasado 14 de abril el seminario ICSO-Observatorio de Desigualdades “Diez tesis sobre conflictos territoriales tras el ciclo de protestas 2011-2015 en Europa”. La presentación estuvo a cargo de Luis del Romero, académico de la Universidad de Valencia.

En un contexto con democracias de baja intensidad, el profesor del Romero caracterizó aspectos que gatillan el surgimiento y proliferación de conflictos territoriales: la presencia de una desafección ciudadana con la democracia y, junto a esto, una desconfianza en las instituciones. A este contexto general se añaden fenómenos particulares en ciudades como Barcelona, Londres, Sofía y Atenas, que dan paso a conflictos donde renacen viejos movimientos sociales urbanos con nuevas formas de acción colectiva.
Para el profesor del Romero, se trata de conflictos heterogéneos que tienden a darse más bien en zonas metropolitanas. Una cuestión central destacada por el académico respecto a los conflictos territoriales de este ciclo de protestas es su origen en conflictos de clases. Como consecuencia de estrategias de acumulación por desposesión, por ejemplo, en el caso de La Punta (Valencia) se producen enfrentamientos por el acceso a la salud, la vivienda y los equipamientos en general. Estos conflictos se ven agudizados además por transformaciones en la normativa urbanística, en tanto se tienden a generar planificaciones a mayor escala donde fracasan los mecanismos de participación ciudadana.

DSC_0693Otro aspecto importante que abordó el profesor del Romero es la nueva forma en que se despliegan los movimientos sociales en el marco de los conflictos territoriales. Es clave hacer aparecer a los conflictos en los medios de comunicación para que sean percibidos como realmente problemáticos. No obstante, a diferencia de periodos anteriores, ya no se trata exclusivamente de buscar visibilizar los conflictos en la televisión, pues se han descentralizado los canales de comunicación. Ahora cobran relevancia nuevas herramientas de organización, participación e información ciudadana: redes sociales, software abierto, wikipedia, blogs, entre otros. Así también, los medios digitales juegan un rol importante en la organización de los movimientos, ya que permiten coordinar acciones de manifestaciones y protesta.